Radio Tertulia
(Espectáculo "Todo por que rías" en Córdoba, España)


Ficha de la versión 
Obra Radio Tertulia
Versión

Espectáculo "Todo por que rías" en Córdoba, España
Fecha Jueves, 17 de marzo de 2005

PRIMERA PARTE

Marcos Mundstock: Hola control, ¿qué tal? ¿qué tal, Miguel? ¿Ramírez no vino? Estamos por salir al aire. Bueno, en cualquier caso si no llega él empiezo yo solo. No sé qué le habrá pasado...

Daniel Rabinovich: Hola, Murena, ¿cómo te va?
Marcos Mundstock: Oia, ¿dónde estabas? Mirá la hora que es...
Daniel Rabinovich: Ah, lo que pasa es que venía para la radio y se me hizo temprano.
Marcos Mundstock:¿Entonces?
Daniel Rabinovich: Me fui al cine.
Marcos Mundstock: Ah...
Daniel Rabinovich: Me fui a ver una película de vaqueros... "El malvado Rick". Malísima, pésima, horrible.
Marcos Mundstock: ¿Te gustó?
Daniel Rabinovich: Sí...

Marcos Mundstock: Atentos, ¿eh? Venimos. Hola, buenas tardes, queridos oyentes. Aquí comienza otro programa de Radio Tertulia, la mayor audiencia de Argentina y Sudamérica. ¿Cómo le va, Ramírez?
Daniel Rabinovich: Muy bien, Murena, dispuestos a ocuparnos de todos los temas, siempre conectados con la actualidad a través de nuestras unidades móviles.
Marcos Mundstock: ¿Qué le parece si pasamos a la presentación del programa? Aquí comienza...
Coro: Radio Tertulia.
Marcos Mundstock: Radio Tertulia. Nuestra opinión... y la "tulla".
Coro: Que ahora va a comenzar.

Daniel Rabinovich: Son las 6 de la tarde, vamos a comenzar Radio Tertulia con un tema que ya tratamos en la audición anterior: genética y reproducción asistida. Ya habíamos visto que hay muchas parejas que no pueden tener hijos por diversos motivos...
Marcos Mundstock: Sí, uno de los más frecuentes es que no se conocen.
Daniel Rabinovich: O que sí se conocen pero tienen problemas de comunicación.
Marcos Mundstock: Claro, es lo que se denomina "matrimonio que se lleva mal".
Daniel Rabinovich: Qué triste es eso. Yo por suerte con mi mujer, ni un "sí" ni un "no".
Marcos Mundstock: Ah, qué bien.
Daniel Rabinovich: Todo son "ddeeeee".
Marcos Mundstock: No, no... nosotros en mi matrimonio, por suerte andamos bárbaro.
Daniel Rabinovich: ¿Sí?
Marcos Mundstock: Sí, hace tres años ya... que no nos hablamos...
Daniel Rabinovich: Eso es lo mejor, ¿eh?
Marcos Mundstock: Sí, es mejor porque se evitan roces.
Daniel Rabinovich: Es más higiénico.

Marcos Mundstock: Bueno, pasemos a los mensajes de los oyentes. Juan, de Villa Urquiza, llamó y se manifestó muy interesado por lo que hablamos de fecundación "in Vitro". Dice Juan: "¿Cómo es exactamente el tema de la probeta? Porque yo he intentado y me resultó incómodo."
Daniel Rabinovich: Mercedes, de Córdoba, pregunta qué sucede cuando el diagnóstico es de obstrucción de trompas. Bueno, Mercedes, según los
especialistas, cuando hay obstrucción de trompas es obvio que el elefante tiene dificultades para respirar.
Marcos Mundstock: Más mensajes. Nacho de Parque Recoleta felicita por el programa, dice que se interesó mucho por el tema de fecundación asistida y pregunta cómo hay que hacer para asistir a una. Este... bueno, no sé, Nacho... ¡Nachooo...!

Daniel Rabinovich: Son las 5 y media de la tarde, vamos a conectar con el Estadio Municipal de fútbol, donde va a comenzar "Atléticos Unidos" versus "Canaletas Juniors". Adelante estadio.

Coro:
Radio Tertulia se va al estadio, dio, dio, dio.


Carlos Núñez Cortés: Acaba de comenzar el partido y el árbitro ya expulsó a cuatro jugadores de "Canaletas Juniors".
Daniel Rabinovich: ¿Algún incidente?
Carlos Núñez Cortés: El juez de línea lo llamó al árbitro y le informó de algo que había visto, y éste procedió de inmediato a las cuatro expulsiones.
Marcos Mundstock: Pero... ¿qué fue, una gresca?
Carlos Núñez Cortés: No, por una cuestión reglamentaria: "Canaletas Juniors" había salido a jugar con quince jugadores.

Daniel Rabinovich: Gracias, estadio. Ahora pasamos a las noticias.
Marcos Mundstock: Radio Tertulia informa.
Daniel Rabinovich: Son las cinco y veinte de la tarde. Un nuevo escándalo conmueve a nuestro gobierno.
Marcos Mundstock: El Ministerio de Asuntos Exteriores se niega a conceder la extradición del temible traficante de drogas y armas Freddy Consiglieri, extradición solicitada por el gobierno de Estados Unidos.
Daniel Rabinovich: Se sospecha que la negativa a entregarlo se debe a conexiones del temible delincuente con funcionarios locales que lo estarían protegiendo. Tenemos nuestra unidad móvil cubriendo esta información.

Coro: Detenga su automóvil, quédese inmóvil... Transmitimos desde el móvil.

Carlos López Puccio: Estamos en la sala de prensa del Gobierno Nacional. En estos momentos el portavoz del Gobierno Nacional, doctor Pérez Osorio, dará un informe ante los periodistas acreditados:
Jorge Maronna: Por el momento no hay ninguna prueba fehaciente, y por lo tanto el señor Consiglieri sigue mereciendo todo el respeto por sus importantes vínculos comerciales con nuestro país. Dicen que mandó asesinar a su esposa, a su suegro y dos cuñados. Bueno... todo el mundo tiene derecho a rehacer su vida... Por otra parte, si como dicen hay una testigo clave que tiene datos que comprometen a Freddy... al señor Consiglieri, que haga la denuncia, no tiene nada que temer. Nosotros ya nos ocuparemos de ella... de protegerla.
Carlos López Puccio: Nada más por ahora, regresamos a estudios.

Marcos Mundstock: Informó Radio Tertulia.
Daniel Rabinovich: Bueno, ya son las cinco y diez de la tarde, como siempre pasa el tiempo volando en nuestro programa. Ahora vamos a escuchar un poco de música, hoy tenemos una primicia para nuestros oyentes, el último "K-D"...
Marcos Mundstock: ¿Perdón?
Daniel Rabinovich: Ce-De.
Marcos Mundstock: Ah, es difícil, ¿eh? A ver si me sale... "K-D". ¡Me sale pero me mojo!
Daniel Rabinovich: Se puede decir "compact daisc" que es la pronunciación correcta. El último "compact daisc" del grupo inglés "London Inspection", este grupo inglés que se está haciendo muy famoso entre nosotros desde que grabaron la música para la telenovela "Alma de Corazón".
Marcos Mundstock: Muy bien, escuchemos entonces el track 8 cuyo título es: "Oh, muchacho, invítame a la fiesta". "Oh, boy, invite me to the party".

Coro:
Oh, boy, invite me to the party
Oh, boy, invite me to the party
Oh, boy, invite me to the party
Oh, boy, invite me to the party

Oh, boy, oh boy
O tal vez... no voy
Oh, boy
Si no quiero no voy
Oh, boy, oh, boy
¡Ahora ya no quiero!
Oh, boy
¡Ya no quiero!
Oh, boy
No voy, no voy y no voy.


Marcos Mundstock: Acabamos de escuchar una típica canción protesta. Bueno, pasemos a nuestra sección "Noticias del espectáculo". Mire qué coincidencia, Ramírez, recién hablamos de la telenovela Alma de Corazón... bueno, primera noticia del espectáculo: Hay problemas en la telenovela Alma de Corazón. Qué coincidencia. Bueno, le digo, usted sabe, y nuestros oyentes, que según el libreto de Alma de Corazón cada dos o tres episodios muere algún personaje... y todos igual: mordidos por una víbora.
Daniel Rabinovich: Así es, así es, una de dos: o falta imaginación o sobra elenco.

Marcos Mundstock: Usted lo ha dicho.
Daniel Rabinovich: Sí, si no fue usted fui yo, ¿quién va a ser?
Marcos Mundstock: Está bien... Todos recuerdan que...
Daniel Rabinovich: Somos dos, ¿no?
Marcos Mundstock: ...en su momento protestó...
Daniel Rabinovich: No puede ser nadie más, o lo dice usted o lo digo yo.
Marcos Mundstock: Todos recuerdan...
Daniel Rabinovich: Como yo no fui debe haber sido usted.
Marcos Mundstock: Sí, seguramente. Todos recuerdan...
Daniel Rabinovich: Si fuéramos tres podría ser el otro, ¿no? él, usted o yo... pero como somos dos...
Marcos Mundstock: Todos recuerdan que...
Daniel Rabinovich: No hay tutía, ¿no? Si estuviera tu tía seríamos cuatro: tu tía, el tercero, vos y yo, pero como somos dos...

Marcos Mundstock: Eh... Ramírez, yo ya le había entendido al principio, ¿eh? Bueno, decía: Todos recuerdan que en su momento... ¿Y si fuéramos cinco? Piénselo, ¿eh? Todos recuerdan que en su momento protestó la Sociedad de Actores porque varios actores habían sido mordidos de verdad durante las grabaciones, que fue cuando contrataron a un equipo de expertos para que, antes de la grabación, les extrajera el veneno a las víboras... parecía asunto resuelto... pues no. El problema ahora es que protestó la Sociedad Protectora de Animales.
Daniel Rabinovich: ¿Por los actores?
Marcos Mundstock: No, por las víboras, porque resulta que... ¿vio que a veces se ven en algún documental que pasan por la televisión, que para fabricar el suero antiofídico que... agarran las víboras, les tienen que apretar el cogote?
Daniel Rabinovich: ¿A los actores?
Marcos Mundstock: ¡A las víboras!
Daniel Rabinovich: Ah, a las víboras... sí, sí, usted lo dijo, claro.
Marcos Mundstock: Y eso, según la Sociedad Protectora de Animales, el hecho de apretarles el cogote: "Les puede ocasionar daño moral con posibles alteraciones psicológicas; aunque no parezca son animales muy sensibles..."
Daniel Rabinovich: ¿Las víboras?
Marcos Mundstock: No, los actores... ¡Ah, no, tiene razón! Las víboras...
Daniel Rabinovich: Ah, las víboras.
Marcos Mundstock: Usted me hace confundir...
Daniel Rabinovich: No me cuesta nada... Hay más problemas en la telenovela Alma de Corazón. El actor Diego Gort, que hace el papel de oculista, el cirujano que va a operar a la cieguita Adelaida, se enfermó de hepatitis y no puede grabar por cuatro semanas.

Marcos Mundstock: Uy, qué lío ¿y cómo van a hacer ahora?
Daniel Rabinovich: Los guionistas decidieron matar al personaje del oculista.
Marcos Mundstock: Mire, me parece que en este caso han hecho lo correcto. No la va a operar a la cieguita con hepatitis, a ver si todavía le contagia la hepatitis a la cieguita. Le digo, es lo único que le falta a esta pobre chica: maltratada, humillada, violada, embarazada... ¡Y con hepatitis! ¿Y ya se sabe de qué va a morir el oculista?
Daniel Rabinovich: No, no, todavía no lo han decidido, pero seguro que lo muerde una víbora. El problema es que ahora no se sabe cómo va a recuperar la vista la cieguita Adelaida, lo cual es imprescindible para que al final logre reconocer al que la violó, que como se sabe es su propio tío Blas.
Marcos Mundstock: Sí, es un personaje siniestro el tío Blas... Usted sabe que cuando yo veo la novela todas las tardes... eh, bueno... yo no veo televisión. No, lo que pasa que... en casa me comentan. Parece que es muy siniestro el siniestro tío...

Daniel Rabinovich: Son las cinco y cinco de la tarde. Vamos a ir terminando este bloque de Radio Tertulia con el tema de la cieguita Adelaida que es la sintonía de la telenovela. Hasta luego, queridos oyentes, los dejamos con el tema de Adelaida.

Carlos Núñez Cortés:
Adelaida, Adelaida, pobre cieguita, triste Adelaida.
Te insultan, te castigan, te maltratan sin piedad
Y sufres en tu sórdida cobacha.
Para colmo te ha violado el tío Blas,
la verdad, estás pasando una mala racha.

Adelaida, Adelaida,
pobre cieguita.
Adelaida, Adelaida,
eres como una hoja del árbol caida.



SEGUNDA PARTE

Coro: Radio Tertulia
Marcos Mundstock: Nuestra opinión... y la "tulla".

Daniel Rabinovich: Hay más problemas en la telenovela "Alma de Corazón". Ahora el problema lo tiene María Salcedo, la exuberante vedette que hace de Ivonne, la pérfida prima de Gustavo Adolfo, la que trata de seducirlo y apartarlo de la pobre cieguita Adelaida y le habla pestes de la cieguita cuando ella no los ve.
Marcos Mundstock: Así que tiene problemas María Salcedo... qué cosa. Usted sabe que María Salcedo en realidad es una muy buena actriz que ha hecho muchos años de teatro, pero bueno, recién ahora, gracias al éxito de la novela se está convirtiendo en un verdadero sex-symbol... Algunos ya la llaman "el trasero de América" y con fundamento porque... eh... jejeje. ¿Y qué le pasó, pobre?
Daniel Rabinovich: Tratando de calzarse uno de esos ajustados pantalones que usa se hizo una luxación de hombro. Tuvieron que escayolarle el brazo derecho.

Marcos Mundstock: ¡Pobre, qué mala pata!
Daniel Rabinovich: El brazo, el brazo derecho. Los autores, desesperados, no sabían cómo adaptar el guión para justificar la escayola. Primero consultaron a varios médicos; todos dijeron lo mismo: "es imposible que alguien use una escayola por la mordedura de una víbora". Hasta que al final dieron con la solución: la Pérfida Ivonne aparecerá siempre llevando una canasta de frutas.
Marcos Mundstock: ¿Y no se nota?
Daniel Rabinovich: No se nota para nada. Ya grabaron una escena muy importante con la monjita que crió al bueno de Gustavo Adolfo, la dulce Sor Betty. Es la escena donde la dulce Sor Betty por fin decide confesarle a la pérfida Ivonne que es su madre.
Marcos Mundstock: ¿La monja es la mamá de Ivonne?
Daniel Rabinovich: Sí.
Marcos Mundstock: No se puede creer en nadie, ¿eh?

Daniel Rabinovich: Grabaron una escena desgaradora en la que la pérfida Ivonne le dice: "Jajaja, no me hagas reír, hermana". Y la dulce Sor Betty le contesta: "No me digas hermana, dime mamá".
Marcos Mundstock: Ah... o sea, que ya le va dando a entender... Ahora mire, le digo, el personaje de la pérfide Ivonne es más complejo de lo que parece a simple vista...
Daniel Rabinovich:Ah, ¿sí?
Marcos Mundstock: Sí, le digo porque analizando más o menos lo que sucede con el personaje a lo largo de la novela, yo me doy cuenta... le digo porque yo he leído un poco de psicología...
Daniel Rabinovich:Ah, ¿sí?
Marcos Mundstock: Sí, y me doy cuenta que los autores han tenido en cuenta un poco los coneptos del psicoanálisis, psicología profunda, psicopatología... que está en los libros, digamos, no es que hayan inventado nada, pero ellos han tomado esos conceptos, yo me doy cuenta, y los han distribuído de una cierta manera que los componentes sádicos por un lado y los componentes perversos del otro hacen que el personaje de la pérfida Ivonne sea... a ver cómo se lo explico... la pérfida Ivonne... es maalaaa... Y además ahora para colmo.... Es mala, mala. Además, los autores vió que le inventaron a la pérfida Ivonne un romance con un político corrupto... porque bueno, eso... hay políticos corruptos. Pero éste además está vinculado con la mafia internacional, así que analizando la estructura psicodramática de la novela, yo le puedo decir que ahí se va a armar una...

Daniel Rabinovich: Seguro, porque al lado del mafioso, la pérfida Ivonne va a tener cada vez más poder y va a tratar de utilizarlo pérfidamente contra la pobre cieguita Adelaida. Va a querer influir en la patrona de Adelaida, la aristocrática señora Izaguirre Belmont, para que la despida a la cieguita.
Marcos Mundstock: Sí, pero no la va a despedir.
Daniel Rabinovich: No sé, como están las cosas...
Marcos Mundstock: No, no la va a despedir, le digo, porque el personaje de la señora Izaguirre Belmont, la patrona de Adelaida, también es más complejo de lo que parece a simple vista...
Daniel Rabinovich: Ah, ¿sí?
Marcos Mundstock: Sí, si bien digamos responde más o menos a lo que el imaginario colectivo le atribuye a las clases altas... le digo porque yo he leído un poco de sociología también... La señora Izaguirre Belmont, pese a que responde a ese prototipo, ella... digamos, tiene esa actitud distante, a veces parece como demasiado parsimoniosa, pero podemos decir que la señora Izaguirre Belmont, pese a todo eso... es buena. Es... buena.

Daniel Rabinovich: ¿Qué es "parsimoniosa"?
Marcos Mundstock: No sé, me gustó la palabra.
Daniel Rabinovich: Es de sociología esa palabra.
Marcos Mundstock: Claro, como yo lo leo en los libros, cuando me gusta una palabra voy y la digo. Bueno, pero además no la va a despedir a la cieguita por otras razones que usted tal vez ignore...
Daniel Rabinovich: Sí, hay cosas que ignoro, claro que sí.
Marcos Mundstock: Uhhh... Sí. Bueno, pero en este caso son cosas que usted ignora porque esta novela se viene dando hace 12 años...
Daniel Rabinovich: ¡12 años! Claro...
Marcos Mundstock: Bueno... usted era muy niño en esa época. Bueno, entonces en esa época cuando empezó la novela, el problema era que el joven Izaguirre Belmont y la que actualmente es su esposa, se veían a escondidas porque la familia de la chica no autorizaba el noviazgo porque el muchacho era pobre. Entonces la chica volvía a la casa, los padres la regañaban, ella lloraba, yo sufría...
Daniel Rabinovich: ¿Usted?
Marcos Mundstock: Sí, porque yo soy muy sensible, esas cosas me... cómo le digo.... me llegan, me llegan. Bueno, entonces el muchacho decidió hacer fortuna, no sabía cómo intentarlo, se le ocurrió ponerse a vender frutos y hortalizas, entonces se puso en la calle, puso una manta y ahí arriba los frutos y hortalizas... Claro, sí, en esa época todavía no se vendían los compact piratas... eran frutas piratas, digamos. Y se puso ahí a vender soportando las inclemencias del tiempo: frío, viento, lluvia, nieve, granizo...
Daniel Rabinovich: ¿Siempre en invierno era?
Marcos Mundstock: ¡Tiene razón! ¡Fueron 4 años! Nunca me había dado cuenta. ¡4 años de invierno!
Daniel Rabinovich: 4 largos inviernos, digamos...

Marcos Mundstock: Sí, sí, qué bárbaro. Bueno, lo que pasa que la ficción es una licencia poética, digamos... o los cambios de clima, porque hay cambios de clima, ¿eh? Bueno, 4 años con todo eso. Hasta que por fin fue juntando monedita tras monedita, juntó lo suficiente para comprarse un billete y le tocó la lotería. Ganó una fortuna y fue aceptado por la familia de la chica, lo cuál demuestra que el esfuerzo y la perseverancia dan sus frutos...
Daniel Rabinovich: Frutos y hortalizas en este caso.
Marcos Mundstock: Sí señor. Y bueno, este... se casaron. Maravillosa la boda, duró ocho capítulos...
Daniel Rabinovich: ¡Ocho capítulos!
Marcos Mundstock: Desde el atrio hasta el altar séis capítulos. Bueno, mucha cámara lenta. Me acuerdo, se veía el arroz... Y después cuando los casa el cura, fue tan emocionante, yo lloraba como un tonto...
Daniel Rabinovich: Cada cuál llora como puede, ¿no?
Marcos Mundstock: Bueno, se casaron y ahí empezó el verdadero problema, y es que no pueden tener hijos.
Daniel Rabinovich: ¿Por qué, no consumieron? ¡No consumaron, "maron"!
Marcos Mundstock: Sí, sí, consumaron. No sé si consumieron. Le digo que sí han consumado porque se ha visto en varias oportunidades...

Daniel Rabinovich: ¿Se ha visto? Jeje, cuente, cuente.
Marcos Mundstock: Voy a contar pero si me deja terminar la frase. Se ha visto en varias oportunidades escenas de la novela en que está el matrimonio Izaguirre Belmont conversando amigablemente...
Daniel Rabinovich: Por eso no tienen hijos. Hay que poner un poco más de...
Marcos Mundstock: ¿Me deja terminar aunque sea una frase?
Daniel Rabinovich: Sí, sí.
Marcos Mundstock: El matrimonio conversando amigablemente en el tálamo nupcial...
Daniel Rabinovich: ¿Pusieron un árbol? ¿Pusieron un tálamo para conversar en el... a la sombra del tálamo? No puede tenerla la sombra. Son de hoja caduca, era siempre en invierno... Y si nevaba se llenaban de nieve porque al no tener las hojas... Hay algunos tálamos de 35 metros de alto... adentro del plató un tálamo de treinta... son locos en la tele, ¿eh?

Marcos Mundstock: A ver... lo que trato de decirle es que se ha visto en varias oportunidades en la novela escenas en las que está el matrimonio Izaguirre Belmont conversando amigablemente en... en el lecho nupcial...
Daniel Rabinovich: Pusieron helechos... Por si se caen del tálamo están los helechos, está bien. Es una medida de seguridad, más muelle. Y no son de hoja caduca los helechos. En invierno están verdes divinos. El álamo no, ¿eh? Se oscila a veces con el viento el tálamo... se puede caer.

Marcos Mundstock: Voy a intentarlo por última vez... Lo que estoy tratando de decirle es que se ha visto en varias oportunidades en la novela al matrimonio Izaguirre Belmont conversando amigablemente en... ¿la palabra "cama" la conoce?
Daniel Rabinovich: Sí.
Marcos Mundstock: En la cama.
Daniel Rabinovich: ¿Quitaron los árboles?
Marcos Mundstock: Quitaron los árboles.
Daniel Rabinovich: ¿Y los helechos?
Marcos Mundstock: Los helechos los dejaron.
Daniel Rabinovich: Ah, ¿los dejaron?
Marcos Mundstock: Sí, los dejaron... "¿Qué hacemos con los helechos?" "Qué sé yo, llamen al director.... bue... los dejamos".
Daniel Rabinovich: Dejamos los helechos.

Marcos Mundstock: Los dejamos. Entonces, le digo, en esas escenas en que está el matrimonio conversando amigablemente... rodeados de helechos... de pronto la cámara empieza a subir, la música se hace más romántica, la iluminación más tenue, la cámara sigue subiendo, deja de ver a los protagonistas y termina enfocando las molduras del techo.

(Daniel hace gestos dando a entender que no sabe qué quiere decir eso)

Marcos Mundstock: Ramírez, cuando la cámara toma las molduras del techo... le digo porque yo he leído un poco de dirección de cámaras... seguro que alguien abajo está consumando. O sea, que sí han consumado y no pueden tener hijos, por lo tanto la señora Izaguirre Belmont la quiere a la cieguita Adelaida, a su criada, como si fuera su propia hija, y entonces no la va a despedir, que es lo que estoy tratando de demostrarle desde hace una hora.
Daniel Rabinovich: En la entrada de la casa de mis padres hay una "talameda" laaarga... y después tenemos unos pinos allí... una pinacoteca, linda....
Marcos Mundstock: Ramírez, yo no se lo quería decir, pero no son tálamos, son álamos.
Daniel Rabinovich: Entonces no son pinos, son "ínos".
Marcos Mundstock: Entonces usted es un "onto".
Daniel Rabinovich: A "ropósito" de la "elenovela" Alma de Corazón oigamos a London Inspection en el "ema" de la "érfida" Ivonne.

Coro:
You are beautiful Ivonne, pero no tienes buen corazón
You are beautiful Ivonne, tan beauty como un bombón

Tu sentido del honor es casi nulo
Engañas con astucia y disimulo
No hay hombre que resista cuando tú llorás
Ni cuando mueves... cuando mueves your ass

Ahí viene, ahí viene Ivonne
Bamboleándose
Ivonne, Ivonne, Ivonne,
Ivonne, borom bom bom
borom bom bom
borom bom bom

Marcos Mundstock: ¿Escuchó los aplausos? ¿Sabe por qué? Porque es un compact que ha sido grabado en vivo, entonces tiene ahí el... Me encantan, me encantan London Inspection, además es admirable, cómo siendo ingleses, cómo han podido captar el espíritu de la rumba: "Borom bom bom, borom bom bom". Tienen una gracia...
Daniel Rabinovich: Son buenísimos, aparte yo les entiendo perfecto el inglés.
Marcos Mundstock: ¿Todo?
Daniel Rabinovich: No, el "Borom bom bom" nada más. Son las cuatro y media de la tarde, han llegado los datos del Servicio Meteorológico.
Marcos Mundstock: Por lo tanto ahora vamos a ver... los datos del tiempo.
Coro: ¡Tanto tiempo que no los vemos!

(Daniel mira sorprendido a Marcos)

Marcos Mundstock: Es lo que hay.
Daniel Rabinovich: La temperatura es 27 grados centígrados, 80 grados Fahrenheit.
Marcos Mundstock: ¡Ochenta grados, qué calorrr!
Daniel Rabinovich: Es la temperatura en Fahrenheit.
Marcos Mundstock: Ah, ya me parecía mucho calorrr. Claro, es la temperatura en Fahrenheit, pero... ¿eso dónde queda, en áfrica?
Daniel Rabinovich: Fahrenheit es el nombre del físico que inventó esa escala de temperaturas.
Marcos Mundstock: Ah, es el nombre de un señor... Le digo, tiene una fiebre que vuela, ¿eh?
Daniel Rabinovich: Está bien, tiene fiebre.
Marcos Mundstock: Y, 80 grados... es fiebre.

Daniel Rabinovich: Atención, tenemos una llamada del estadio. Conectamos.
Coro: Tanto tiempo que no los vemos.
Daniel Rabinovich: ¡Una llamada del estadio! Tanto tiempo...
Coro: Radio Tertulia se va al estadio. Dio, dio, dio.

Carlos Núñez Cortés: Van quince minutos del segundo tiempo y sigue el cero a cero. El juego estuvo interrumpido varios minutos por la expulsión del jugador Polimeni, de "Atléticos Unidos". El árbitro le mostró la segunda tarjeta amarilla, pero Polimeni se negaba a abandonar el campo alegando que no era la segunda tarjeta, sino la misma que le había mostrado la primera vez.

Daniel Rabinovich: Gracias, estadio. Hay más consultas de los oyentes sobre reproducción asistida. Frida, de Barrio Parque, nos cuenta que su esposo está en la cárcel, preso por lesiones, que es un poco violento... el caso es que ella está con él todos los martes en visitas conyugales pero no puede quedar embarazada. Lo sentimos mucho, Frida, pero es evidente que su esposo pertenece a una especie que no se reproduce en cautividad.

Marcos Mundstock: La señora Dolores de Valvanera pregunta cuál es la posición de la Iglesia en el tema de los métodos artificiales de fecundación. Bueno, vea, Dolores, algunos sacerdotes los aceptan pero la cúpula del clero rechaza los métodos artificiales...
Daniel Rabinovich: La cópula no es un método artificial.
Marcos Mundstock: Pare, Ramírez, está confundido.
Daniel Rabinovich: No, no estoy nada confundido, me lo va a decir a mí... La cópula es un método natural. Aparte fenomenal, a mí me encanta por lo menos.
Marcos Mundstock: A mí también me encantaba, pero está confundido porque no dije la cópula, dije la cúpula. O sea, la jerarquía de la Iglesia, la cúpula de la Iglesia.
Daniel Rabinovich: ¿Hay que subirse hasta la cúpula de la Iglesia? Eso es peligrosísimo. Más alto que un tálamo es eso. Por más que pongan los helechos abajo...
Marcos Mundstock: No, lo que trato de decir es que la jerarquía del clero no concibe los métodos artificiales...
Daniel Rabinovich: Ya se sabe que no conciben. ¿Cómo va a concebir la jerarquía del clero? ¡Es inconcebible! ¿Cómo van a concebir con el voto de castidad y el "silbato" de los sacerdotes?

Marcos Mundstock:
¡El celibato!
Daniel Rabinovich: Eso.
Marcos Mundstock: ¡Eso es otra cosa! Silbato es una cosa, celibato es otra. Se refiere a la soltería, no a un pito.
Daniel Rabinovich: Algo tiene que ver...
Marcos Mundstock: Eh... Ramírez, ¿me hace un favor? Por un rato no diga más nada. En resumen, señora Dolores, para completar la respuesta digamos que la Iglesia sólo aprueba la forma natural.
Daniel Rabinovich: ¿La prueba? En una de esas la prueba y le gusta.

Marcos Mundstock:
Mejor un poco de música... Vamos a poner un tema del nuevo "compact daisc" de London Inspection... bueno, insistimos con este grupo porque están de moda, porque tienen que ver con el tema que estamos comentando y porque... porque es el único disco que tenemos. Oiremoss el tema que le da título al compact: "¿Quién es él, cómo es él?". "Who is he? How is he?"

Coro:
Tell me who is he
Tell me how is he
Who is he? How is he?
Tell me who is he

Tell me who is he
Tell me how is he
Who is he? How is he?
Tell me who, who, who is he

Who, who, who. Who, who, who
Who, who, who. How, how, how

How, ¡who! How, ¡who!
How, how, how

Jau, ¡Uh! Jau, ¡Uh!
Jau, Jau, Jau

Jau, Jau, Jau, Jau.
Jau, Jau, Jau, Jau.

¡Auauauauauau!
¡Jau!

Marcos Mundstock: Empezaron bien... Bueno, aprovechemos para ilustrar a nuestros oyentes y decir que en la canción que acabamos de escuchar, según su estructura, en la parte final, en el último tercio, digamos... ¡cantan como los indios! Le digo porque yo he leído un poco de antropología también...
Daniel Rabinovich: Muchas veces mis alumnos me preguntan si la peripatética anotrética de la filosofía aristotélica transtrueca la totalidad de los diálogos socráticos. Siempre les respondo que no.
Marcos Mundstock: ¿Que no qué?
Daniel Rabinovich: Que no sé.
Marcos Mundstock: Eh... Ramírez, ¿usted dijo alumnos?
Daniel Rabinovich: Mis alumnos.
Marcos Mundstock: ¿Alumnos de qué?
Daniel Rabinovich: Balonmano. Son las tres y media de la tarde, vamos a terminar este bloque de Radio Tertulia con las noticias.

Marcos Mundstock: Radio Tertulia informa.
Daniel Rabinovich: Sigue el escándalo en el Gobierno Nacional.
Marcos Mundstock: Nuestro gobierno al fin concedió el asilo político al mafioso Freddy Consiglieri, acusado de varios homicidios, tráfico de drogas y venta ilegal de armas.
Daniel Rabinovich: Conectamos con nuestra unidad móvil instalada en el juzgado.
Coro: Tanto tiempo que no los vemos...
Daniel Rabinovich: ¡No, unidad móvil!

Coro: ¡Ah!
Detenga su automóvil, quédese inmóvil.
Transmitimos desde el móvil.

Carlos López Puccio: Ha trascendido que la testigo clave por fin se ha decidido a declarar y es esperada con gran ansiedad en este juzgado. En estos momentos, el doctor Pérez Osorio, portavoz del Gobierno Nacional, habla con los periodistas acreditados.
Jorge Maronna: Vamos a investigar a fondo hasta las últimas consecuencias ¡Pfffffffff!


TERCERA PARTE

Coro: Radio Tertulia

Marcos Mundstock: Nuestra opinión... y la "tulla". Ramirez.
Daniel Rabinovich: ¿Sí?
Marcos Mundstock: Tenemos una primicia para los oyentes de Radio Tertulia fantástica. Estuvimos en la grabación de la telenovela Alma de Corazón, así que tenemos la primicia de cómo sigue el argumento. Esto no lo sabe nadie todavía, es primicia exclusiva porque no había otros periodistas presentes. Además tuvimos mucha suerte porque nos tocó presenciar la grabación de una secuenca, una escena fundamental, terrible además, que va a cambiar el curso de los acontecimientos de la novela. Una escena crucial en la cuál el siniestro tío Blas habla con la gitana Azucena, que él cree que es la madre, pero no, es el padre.
Daniel Rabinovich: ¡La gitana era un hombre! ¿Pero cuándo dejó de ser hombre, qué le pasó?
Marcos Mundstock: Una víbora... Así es. Bueno, el asunto es que en esa terrible escena el tío Blas habla con su padre, o sea con la gitana, y le cuenta toda la verdad, cosas que no le había confesado nunca a nadie, que no se habían visto en la novela todavía. Por ejemplo, una de las cosas que le dice, que es la primera vez que él reconoce que él en efecto es el padre del hijo que espera la cieguita Adelaida, pero que la cieguita Adelaida no es su sobrina. O sea, él es el tío pero ella no es la sobrina, no me pregunte cómo pero es así. Porque resulta que la aristocrática señora Izaguirre Belmont no podía tener hijos porque el bueno de Gustavo Adolfo, que en un principio la pretendía a la cieguita Adelaida, en realidad es hermano de la pérfida Ivonne y no el primo como creíamos hasta ahora, entonces todo se ha sorprendido mucho, empezando por la pérfida Ivonne que se ha decidido, después de semejante shock, digamos se ha decidido a cambiar de vida, entre otras cosas denunciar a su amante el político corrupto, y por lo tanto la operación para devolverle la vista a la cieguita Adelaida no se va a poder realizar, no solamente porque ha muerto el oculista mordido por una víbora, sino porque al no ser Adelaida sobrina del tío Blas... no la cubre el seguro. Así es, hay veces que la realidad supera a la ficción.

Daniel Rabinovich: Escuchemos un poco de música mejor, Murena.
Marcos Mundstock: Sí, mejor. Vamos a poner un tema por el conjunto London Inspection. Es impresionante la repercusión que estamos teniendo, estamos recibiendo constantemente llamadas de los oyentes... pero de todos modos lo vamos a poner... Es el último por hoy y se titula "Pon una bella flor en tu vida", "Put a pretty flower in your life".

Coro:
Put a pretty flower in your life
Put a pretty flower in your life
Put a pretty flower in your life

Put a pretty flower in your life
Put a pretty flower in your life
Pretty, pretty, pretty flower in your life
Put a, put a, put a flower in your life
Pretty, pretty, pretty, put a, put a, put a
Put a pretty flower in your life

Marcos Mundstock: Son transgresores, ¿eh? Bueno Ramírez, pasemos a los últimos mensajes de hoy sobre genética y reproducción asistida.
Daniel Rabinovich: Sí, nos vamos a dar prisa, ya son las dos de la tarde... Hemos recibido varias consultas de oyentes sobre un tema polémico: las madres de alquiler, o sea mujeres que albergan en su útero el bebé de otra mujer. Casi todos preguntan cuál de las dos madres tiene más derechos sobre el bebé.
Marcos Mundstock: Leeremos lo que opina una especialista en derecho de familia, la doctora García Szylow, quien dice: "Es evidente que la madre genética, la que aportó el embrión, tiene muchos más derechos que la madre que lo dio a luz, o sea, tiene más derechos que la madre que lo parió". Lo dice la doctora... ahora, muy doctora pero qué boquita...

Daniel Rabinovich: Horacio de la calle Boedo nos mandó un mail, dice que está muy intrigado...
Marcos Mundstock: Perdón, perdón, perdón, ¿qué nos mandó?
Daniel Rabinovich: Un mail.
Marcos Mundstock: ¿Un mail?
Daniel Rabinovich: Sí.
Marcos Mundstock: ¡Si no tenemos mail!
Daniel Rabinovich: Metió el mail en un sobre y lo mandó por correo. Nos mandó un mail. Dice Horacio que está muy intrigado por el tema de la congelación de embriones, pregunta qué parte exactamente le tienen que congelar.

Marcos Mundstock: Angélica de Salta pregunta si es cierto que con los nuevos avances de la genética puede conocer el sexo de su hijo.
Daniel Rabinovich: ¿Está por nacer?
Marcos Mundstock: No, ya tiene diecinueve años. Y mire... no sé... ¡que le pregunte!
Daniel Rabinovich: Jeje, usted lo ha dicho.
Marcos Mundstock: Y si no fue usted fui yo, como somos dos y mi tía no vino...

Daniel Rabinovich: El último mensaje de hoy es de una señora que no puede tener hijos y nos pregunta por algún especialista para consultar por su problemática. Lo que me llama la atención es el nombre, señora Izaguirre Belmont de Capital... se llama como el personaje de la patrona de Adelaida.
Marcos Mundstock: ¡Qué casualidad, ¿no?
Daniel Rabinovich: Qué coincidencia, y también pregunta cómo tiene que hacer para adoptar al hijo que está por tener una cieguita que trabaja en su casa.
Marcos Mundstock: ¡Pero es una coincidencia...!

Carlos López Puccio: ¡Atención, estudios! ¡Atención estudios!
Daniel Rabinovich: Adelante, unidad móvil.
Carlos López Puccio: Aquí estamos en el juzgado. La testigo clave del escándalo de drogas y armas que iba a declarar en el día de hoy no se ha presentado a hacerlo. Fuentes bien informadas aseguran que iba a inculpar a su amante, que no es otro que el portavoz del Gobierno, doctor Pérez Osorio. Todavía no se conoce la identidad de dicha testigo, pero se trataría de una joven y bella mujer que va a todas partes con una canasta de frutas, una tal Ivonne, la que no pudo declarar porque misteriosamente anoche resultó víctima de la mordedura de una víbora. Ante la indignación pública el doctor Pérez Osorio ha sido destituído, y en las próximas horas sería encarcelado por sus graves delitos o bien... nombrado Ministro de Justicia.

Marcos Mundstock: ¿Tenemos la comunicación? Bueno, genial. Vamos a terminar nuestro programa de hoy con una nota realmente muy agradable, una sorpresa. Estamos en comunicación con Londres, vamos a conversar con los integrantes de London Inspection. No fue fácil conseguir esta entrevista, ellos no le dan entrevistas a nadie...
Daniel Rabinovich: ¿Son muy famosos?
Marcos Mundstock: No, no, nadie se las pide. Hello! ¿Podrían decirnos para Argentina y Sudaméica... eh... ¿y qué les pregunto?
Daniel Rabinovich: Algo instructivo para nuestra audiencia.
Marcos Mundstock: Ah, tengo una: ¿Podrían decirnos qué hora es en Londres en este momento?
Jorge Maronna: Eleven forty.

(Marcos se queda mirando a Daniel, y éste a su vez a Marcos esperando que alguno de los dos traduzca la respuesta de Jorge. Cuando queda patente que ninguno de los dos tiene intención de traducir nada comienzan las tiranteces...)

Marcos Mundstock: Jeje, dale.
Daniel Rabinovich: ¿Dale qué?
Marcos Mundstock: ¡Traducí!
Daniel Rabinovich: ¡No sé!

(Al fin Marcos decide lanzarse y comienza a traducir lo que oye)

Marcos Mundstock: "Eleven", dijo "eleven", se ve que no escuchan bien, piden que eleven la voz.
Daniel Rabinovich: "Forty"... más fuerte, claro, claro. ¡Ahora le vamos a hablar más fuerte! ¿Podrían presentarse para el público de Radio Tertulia?
Carlos López Puccio: Oh, yes.
Daniel Rabinovich: Sí.
Carlos López Puccio: Oh, yes.
Daniel Rabinovich: ¡Sí, le oigo "forty"!

Carlos López Puccio: We are the group...
Daniel Rabinovich: Somos el grupo...
Carlos López Puccio: London Inspection.
Daniel Rabinovich: En lo hondo del pecho. ¿Podría decirnos cada uno su nombre?

Carlos Núñez Cortés: I'm Oscar Bird.
Daniel Rabinovich: Hay moscas verdes.
Carlos López Puccio: Wells, Terry Bill.
Daniel Rabinovich: Huele terrible.
Jorge Maronna: Stan Commodore.
Daniel Rabinovich: Están cómodos.
Marcos Mundstock: Ahora, qué tipos raros, ¿no? Huele terrible, hay moscas verdes y ellos están cómodos...

Daniel Rabinovich: ¿Hace mucho que se conocen?
Jorge Maronna: Seven years.
Marcos Mundstock: "Seven".
Daniel Rabinovich: ¿Qué es eso?
Marcos Mundstock: Que hace mucho que se ven.
Daniel Rabinovich: ¡Aja!..., "se ven". Lo pronuncian mal, no se les entiende. Qué inglés cerrado tienen, ¿eh? Deben ser de alguna isla.

Marcos Mundstock: Eh... ¿Podrían contarnos cómo fue su debut como grupo musical?
Carlos Núñez Cortés: It was in a Christmas party.
Marcos Mundstock: Les partieron la crisma...
Carlos López Puccio: In that party we met the great manager Buster Lyndon.
Marcos Mundstock: Pero va a estar lindo...
Carlos López Puccio: The manager was this person.
Marcos Mundstock: El manager estaba disperso...
Carlos Núñez Cortés: He liked our music very much.
Daniel Rabinovich: Era muy macho el disperso.
Carlos Núñez Cortés: And I said...
Daniel Rabinovich: El disperso muy macho tenía sed...
Carlos Núñez Cortés: He is a wonderful son of a bitch!
Daniel Rabinovich: ¡Maravillosa zona de bichos!
Carlos López Puccio: Then he said: I want you!
Daniel Rabinovich: ¿Tiene sed? ¡Aguante!
Carlos López Puccio: I believe you.
Marcos Mundstock: A Bolivia. Bueno, es una primicia para los oyentes de Radio Tertulia: El grupo London Ispection actuará próximamente en Bolivia. Bueno, y ahora ya para ir... este... "redondieiting", ¿podrían decirnos cuál es su mayor deseo?
Jorge Maronna: We want... peace!
Marcos Mundstock: Este... no, está bien, pero digo... ¿los tres?
London Inspection: Yes, peace!

Marcos Mundstock: Bueno, no queremos seguir reteniéndolos... ni que ellos sigan reteniendo... Bueno, Ramírez, qué satisfacción, lo felicito por la entrevista...
Daniel Rabinovich: Qué importante es saber idiomas, ¿eh?. Bueno, ya son las siete de la mañana, vamos a ir terminando el programa por hoy. Queridos oyentes, no se pierdan el programa de ayer.
Marcos Mundstock: Aquí finaliza otro programa de...
Coro: Radio Tertulia.
Marcos Mundstock: Nuestra opinión... y la "tulla".
Coro: Que ahora va a comenzar.


Puedes ayudar a costear el hospedaje con una pequeña aportación en Bitcoins: [[address]]

Recibida la donación de [[value]] BTC. ¡Muchísimas gracias!
[[error]]
url: http://www.lesluthiers.org
e-mail: webmaster@lesluthiers.org